jueves, 1 de diciembre de 2016

La imagen del día

son regard mon monde

Las chicas buenas no se mojan cuando las azotan, las chicas buenas no disfrutan con el castigo, las chicas buenas no se corren mientras son corregidas...
Me parece que no he sido una buena chica, Señor. Algo más de disciplina, no me sentaría nada mal!



Autor: marita


2 comentarios:

Juanspanker dijo...

Debo corregirte en tu comentario, no es por faltarte el respeto o simplemente el llevarte la contraria, nada mas lejos de la realidad. Mi deseo es corregir tu error. Una chica puede mojarse mas o menos, todo depende de las circunstancias. Logico pensar que hay spankers y spankers, no todos somos o hacemos las cosas igual, igual que hay spankers que miren su punto de vista desde otro angulo. Algo que no se puede precisar, por un lado porque hoy dia cualquiera se hace llamar spanker, cuando en realidad no es más que un vulgar Amo, que sobre todo, no saben diferenciar entre una spankee y una sumisa, para ellos no existe diferencia, algo que es un gravisimo error. De ello podria depender que una chica se moje más o menos. Por un lado porque un spanker sabe perfectamente que debe hacer para que una spankee se excite y por lo tanto se humedezca, ya que el spanker planteara el juego de manera que sea prioritaria esa opcion de la spankee. En cambio un Amo obraria de un modo mas cerrado, moviendose en su circulo, sin tener para nada en cuenta lo que le gusta a una spankee. Mis spankee´s o amigas spankee´s, como se prefiera decir al referirme a ellas, todas se humedecen, logicamente unas más y otras menos, eso ya depende del organismo de cada mujer.

marita correa dijo...

Hola Juan que tal? Corrige lo que quieras, es tu misión como buen spanker jejeje. Estoy totalmente de acuerdo con tu comentario, la excitación es algo de lo más normal y controlarlo es de locos, pero me he planteado la fotografía como un juego, una provocación de spankee y a veces en el juego del spank al menos yo, mezclo un poco de ambos mundos, poco muy poco. Una spankee impertinente que le dice a su compañero, que el castigo anterior no lo ha visto como disciplina y que se ha quedado con ganas de más. Una forma de incitar al spanker a jugar de nuevo y volver a disfrutar.

Un saludo y que pases unas felices fiestas!